Archivos Mensuales: octubre 2014

Afganistán: Niña de 10 años violada. Ahora su familia quiere matarla.

Estándar

Una niña afgana se ajusta el burka

Brishna es afgana, tiene diez años y ha sido violada. Algunos de sus familiares no quieren ayudarla, quieren matarla. Creen que ha traido la vergüenza a la familia.

Poco después de  ser violada por un ulema local (estudioso del islam), la niña ingresó en un hospital con la ayuda de una organización afgana. En ese momento familiares y miembros de su comunidad amenazaron con matarla. Dos meses después, en una decisión incomprensible, la policía local la sacó de allí y la devolvió a su familia, a pesar de que su vida corría peligro. El ulema local ha sido detenido y acusado de violar a una menor. Está en espera de juicio.

Las víctimas de violación corren peligro de ser víctimas de homicidio por motivos de “honor”, pues se considera que han traído la “vergüenza” a su familia por un acto del que han sido víctimas. Pero la historia no acaba aquí: la directora de la ONG que la ayudó  también ha recibido amenazas de muerte de la familia de la niña, líderes religiosos y poderosos miembros de su comunidad por proteger a Brishna. Estas amenazas continúan y se teme por su vida.

La discriminación de las mujeres se pone de manifiesto en la ausencia de sanciones. Invocar el honor y la vulneración de las costumbres y la tradición suele aceptarse como defensa en casos de homicidio de mujeres y niñas. En muchos casos estos crímenes ni siquiera llegan a ningún tribunal, ya que se solucionan a través de la decisión de consejos tribales informales.

Si quieres ayudar a Brishna, pincha en el siguiente enlace y firma para evitar su ejecución a manos de su propia familia.

https://www.es.amnesty.org/actua/acciones/afganistan-nina-violada-oct14/

Anuncios

MALALA (17 años), persona más joven en ganar Nobel de la Paz

Estándar

malala

La adolescente paquistaní que fue galardonada con el Premio Nobel de la Paz por sus esfuerzos para promover la educación de las niñas fue honrada con la Medalla de la Libertad.

Malala Yousafzai aceptó el martes la medalla, que entrega anualmente el Centro Nacional de la Constitución a quien se esfuerce más en cualquier parte del mundo para asegurar la libertad de la gente. Malala dijo que la educación es la mejor arma contra la pobreza, la ignorancia y el terrorismo.

Malala, de 17 años, se convirtió recientemente en la persona más joven que gana el Nobel. Organizadores de la ceremonia de la entrega de la Medalla de la Libertad no sabían que ocurriría eso cuando decidieron rendirle homenaje hace meses. Pero la coincidencia pudo haber sido esperada: Malala se ha convertido en la séptima persona ganadora de la Medalla de la Libertad que recibe también el Premio Nobel de la Paz.

“La valiente lucha de Malala por la igualdad y la libertad de la tiranía es evidencia de que un líder vehemente, comprometido, sin importar la edad, tiene el poder de encender un movimiento de reforma”, dijo Jeb Bush, presidente del Centro, que patrocina la medalla.

Malala comenzó su activismo hace seis años usando un alias para escribir para la BBC sobre la vida bajo el régimen del Talibán. En 2012, un atacante talibán le disparó en la cabeza cuando regresaba de la escuela debido a su elocuente apoyo a la igualdad de género y al derecho de las niñas a la educación.

Ella terminó siendo atendido de su herida en Gran Bretaña, donde se recuperó y sigue viviendo con su familia. Ha continuado su activismo sobre esos asuntos a través de discursos, un libro que ha sido un éxito de ventas y una organización no lucrativa llamada Fondo Malala.

Su presentación el martes en Filadelfia ocurrió menos de dos semanas después de ganar el Premio Nobel, que compartió con Kailash Satyarthi, activista india a favor de los derechos de los niños.

La Medalla de la Libertad está acompañada de un premio de 100.000 dólares. Los organizadores citaron la valentía, la alegría y la defensa de Malala a favor de aquéllos a quienes se les han negado los derechos humanos y las libertades básicas.

“Aceptó este premio en representación de todos los niños del mundo que batallan por estudiar “, expresó Malala en un comunicado cuando fue anunciado el ganador del galardón en junio.